Noticias

Lunes 13 Agosto 2018

¿La dieta mediterránea refuerza nuestros huesos?

 ¿La dieta mediterránea refuerza nuestros huesos?
Entre las personas mayores, cada vez es más popular pasar el invierno en la costa mediterránea. Para este grupo, adoptar el patrón alimentario mediterráneo no es ninguna mala idea. Ya se sabía que reduce el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, pero ahora, gracias a un nuevo estudio, se sabe que también puede reducir la pérdida ósea en personas con osteoporosis.


Anteriormente ya se había asociado una mayor fidelidad a la dieta mediterránea con un menor riesgo de fracturas de cadera. Ahora, la Universidad de Bolonia ha llevado a cabo el primer estudio de larga duración (doce meses) en el que se investiga el impacto de la dieta mediterránea sobre la salud de los huesos de 1.142 voluntarios de 65 a 79 años. Los participantes, reclutados de centros de Italia, Reino Unido, Países Bajos, Polonia y Francia, se dividieron aleatoriamente en un grupo que siguió la dieta mediterránea y un grupo de control. Las diferencias en cuanto a luz solar, puesto que tiene efectos positivos sobre la formación de huesos, fueron compensadas con suplementos de vitamina D3. 
Quienes siguieron esta dieta aumentaron su ingesta de frutas, verduras, frutos secos, cereales no refinados, aceite de oliva y pescado. Se redujo el consumo de lácteos y carne, y la ingesta de alcohol era moderada. Se les dieron alimentos como aceite de oliva y pasta integral* para animarles a respetar la dieta. Además, se adaptó la dieta a las preferencias personales de cada uno. 

*Desde nuestra visión, nosotros recomendamos comer menos cereales integrales o ninguno en absoluto.


Resultados

Al principio y al final del estudio se midió la densidad ósea del cuello femoral de los voluntarios. Este se encuentra en la articulación de la cadera, debajo de la cabeza articular, y es sensible a la osteoporosis. La pérdida de este tejido conlleva un mayor riesgo de fractura de cadera. Al principio del estudio, algo menos del 10% de los participantes presentaba osteoporosis. 
Entre los participantes con densidad ósea normal no se pudo hallar ningún efecto de la dieta en este plazo de tiempo relativamente corto. Y es que, aunque este estudio duró más que los anteriores, hay que tener en cuenta que el tejido óseo tarda mucho en formarse. Sin embargo, en el grupo de control con osteoporosis se produjo la reducción habitual de la densidad ósea del cuello femoral asociada con la edad, mientras que en el grupo que hacía dieta, no. 

 

Conclusión

La dieta mediterránea puede reducir la pérdida de hueso en la cadera en solo doce meses.Como la osteoporosis podría limitarse mediante dieta, se podría utilizar además del tratamiento con medicamentos, que tienen graves efectos secundarios. Por sus demás propiedades positivas conocidas, merece la pena probar la dieta mediterránea. 

Aún por descubrir

En el caso de pérdida más lenta de densidad ósea asociada a la edad, será menos fácil observar alguna diferencia. Si el estudio hubiese durado más, también habría sido posible encontrar un efecto en este grupo. Por otra parte, el subgrupo con osteoporosis era relativamente pequeño, por lo que sería deseable una nueva investigación de más duración y con un grupo de estudio de mayor tamaño.También podrían investigarse las posibles causas de este efecto positivo. A este respecto, cabe pensar en los efectos de los compuestos fenólicos del aceite de oliva de primera presión, la reducción del consumo de sal o la ingesta de vitamina K a través de la alimentación.

 

Referencias

https://medicalxpress.com/news/2018-07-mediterranean-diet-osteoporosis.html

https://academic.oup.com/ajcn/advance-article/doi/10.1093/ajcn/nqy122/5051862